CORREO info@fisioathenea.com

640050741    958 075199

Contacte con Nosotros

A través de este formulario puede contactar con nosotros, para realizar cualquier consulta. Le reponderemos lo antes posible a su petición.

Dirección de correo

info@fisioathenea.com

Dirección

C/ Periodista Fernando Gómez de la Cruz 17 B-3

Teléfono

640 050 741-958 075 199 

}

Horario

Lunes a Viernes : 09:00 a 14:00  y 17:00 a 21:00 Sábados: 10:00 a 13:00

 

Envia tu mensaje

1 + 8 =

FAQ

Preguntas frecuentes

Si padezco de una constractura, ¿Me pongo frío o calor?

En un proceso agudo de inflamación o dolor (esguinces, tendinitis, contracturas, contusiones, etc…), es decir, en las primeras 48 horas, es recomendable aplicar frío. Pasado ese tiempo, la inflamación empieza a cambiar y es mejor poner calor para que se reabsorba. Del mismo modo, en la musculatura de la espalda, y muy especialmente, en el cuello y en la zona lumbar, es preferible no aplicar frío, ni siquiera en ese período agudo. Mejor no aplicar nada, y en unos días, poner calor.

¿Es normal que me duela más después del tratamiento?

Esta reacción del cuerpo asusta un poco cuando se siente, pero es algo que esperamos los fisioterapeutas tras hacer un tratamiento. Estimulamos el cuerpo, con el objetivo de que empiece a trabajar para encontrar la manera de solucionar el problema. Y esto supone un esfuerzo, que aparece en forma de sensación de agujetas, dolor diferente… sensaciones que suelen desaparecer en 48 horas como mucho, para dejar paso a la mejoría.

¿Es bueno tratarse cuando un dolor está muy agudo?

Sí, se puede tratar una patología en su primer estadío, teniendo en cuenta que el tratamiento a realizar será menos invasivo, más enfocado a reducir la inflamación y el dolor según el caso. Simplemente, utilizaremos otras herramientas de trabajo.

¿Por qué el dolor se me ha pasado al otro lado?

Porque tu cuerpo ha buscado la manera de compensar el trabajo que tu lado lesionado no podía realizar. Y así, si este desequilibrio ha perdurado en el tiempo, finalmente, el que era tu lado sano, ha acabado afectándose. En cualquier caso, cuando se reequilibra el sistema de nuevo, el dolor compensatorio desaparece.

¿Cada cuánto tiempo es bueno acudir al fisioterapeuta?

Este es un dato meramente orientativo y flexible en función del individuo y la patología, pero, en líneas generales, es conveniente recibir un tratamiento de fisioterapia una vez al mes. Así, eliminaremos las tensiones musculares que se hayan producido y evitaremos que deriven en patología, pudiendo realizar nuestras actividades diarias con normalidad y sin dolor.

¿Cuándo aparecen las contracturas?

Las contracturas musculares aparecen por un aumento de contracción de sus fibras. Este aumento se puede reducir hasta llegar a desaparecer, sin embargo, es muy frecuente que se vuelvan a generar en el mismo lugar después de un tiempo. Esto sucede porque cada cuerpo, por su postura y su actividad, tiende a contraer un grupo muscular con mayor intensidad.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies